Publicado el 2 comentarios

Por sus argollas los reconocerás. Algunos tips para reconocer un arnés anticaídas

Como todos sabemos, un arnés anticaídas es un dispositivo de sujeción dispuesto sobre el cuerpo de una persona y que está destinado a detener una caída en altura. Partiendo de esa base, podría pensarse que cualquier arnés en buen estado funcionará en cualquier ocasión donde se requiera proteger la vida de un trabajador que realizará labores en altura.
Este es el primer gran error. No existe el arnés universal que sirva para todo tipo de trabajo y todo tipo de función. Es por ello que existe una nomenclatura oficial de ellos : ACC, Clase A, AD, AE, AP.
Sin embargo para entender mejor y rápidamente es bueno poder contar con algunos tips para reconocerlos rápidamente.
Arneses anticaídas de una argolla
Los arneses de cuerpo completo (ACC) para que cumplan la función mínima que es soportar el cuerpo durante una caída y luego de ella, es necesario que tengan al menos 1 argolla que va ubicada en la parte media de la espalda entre los omóplatos. Es muy importante que el sistema de detención de caídas sea colocado en esta argolla, ya que la fijación en cualquier otra puede provocar graves lesiones al no detener correctamente la caída.
Arnés anticaídas dos argollas
Cuando vemos un ACC con 2 argollas; una adelante y otra atrás, esto corresponde al mismo tipo de anclaje de espalda que el arnés anticaídas básico pero agrega una argolla en la parte frontal (pecho) que permite conectarse con un sistema de ascenso o descenso controlado lo que le permitirá al trabajador desplazarse con seguridad.

Arnés anticaídas tres argollas
Cuando ves un arnés anticaídas de 3 argollas, con 2 argollas laterales tanto en izquierda como derecha al nivel de la cintura más la de la espalda, estás frente a un dispositivo que permite conectarse a un sistema de posicionamiento de trabajo que le permitirá al usuario mantener una posición vertical mientras realiza sus labores, por ejemplo en el caso de trabajos en postes.
Arnés anticaídas de cuatro argollas
El arnés anticaídas de cuatro argollas posee el anclaje anticaídas básico en la espalda y las dos argollas laterales de posicionamiento, sumando un anclaje frontal que permite conexión con un sistema de ascenso y descenso. De esta forma el trabajador puede desplazarse verticalmente además de poder posicionarse en un punto para realizar labores.
Arnés anticaídas de cinco argollas
El arnés de cinco argollas suma a las anteriores mencionadas, dos argollas laterales en los hombros que permite que el trabajador pueda ser descendido de pie en lugares y espacios confinados, otorgándole además los movimientos de ascenso, descenso y posicionamiento.

El uso correcto de cada una de estas argollas es clave para la seguridad de la persona que utiliza el arnés. Por esto es muy necesario que ella cuente con las capacitaciones de uso del equipo y que la empresa pueda proporcionar el equipo adecuado a cada una de las labores que los trabajadores realizarán.
Finalmente, existen ciertas labores que requieren la utilización de equipos que cuenten con características especiales para ello; por ejemplo la utilización de equipos ignífugos para trabajos de soldadura o dieléctricos relacionados a electricidad.
Conoce el catálogo de arneses de Segma aquí.

2 comentarios en “Por sus argollas los reconocerás. Algunos tips para reconocer un arnés anticaídas

  1. I am regular reader, how are you everybody? This article posted at this website is
    in fact fastidious.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.